Rakia, la bebida de Bulgaria
Gastronomía

La bebida de Bulgaria: rakia

Texto publicado en Alexander Tour

¡Calienta el cuerpo y el alma! Porque así como llegó el ginebra a Inglaterra y el vodka a Rusia y Polonia, el rakia llegó a los Balcanes. El rakia es la bebida de Bulgaria, un aguardiente de entre 40 y 50 grados de alcohol, si, leíste bien, entre 40 y 50 grados de alcohol, que ocupa un lugar especial en la mesa búlgara, se trata, históricamente, de una bebida que se produce en casa de forma artesanal, y que se ha mantenido con recetas de generación en generación. Es considerada la bebida nacional de Bulgaria, pero también lo es de Bosnia, Croacia, Serbia, Montenegro, y la Macedonia.

Esta bebida similar al brandy se deriva de frutas destiladas. Sobre todo de las uvas, las ciruelas, los higos, las peras y otras frutas que también son utilizadas; incluso, puedes probar rakia de rosas, destilado en el Valle de las Rosas de Kazanlak. Si quieres degustar los sabores más comunes, toma nota, son tres: slivovica, que se hace de ciruelas, kajsijevača de una variedad de albaricoque, y lozovača, de uvas. Pero recuerda, contiene entre 40 y 50 grados de alcohol, cuidado si sientes que en tu otra vida fuiste búlgaro.

Rakia, cómo se prepara y con qué se acompaña

Photo by Alexander Tour

El rakia se sirve típicamente frío, pero en invierno, en muchas partes de Bulgaria se bebe caliente, se endulza con azúcar caramelizada o miel, y listo. Lo más común es tomarlo antes de la comida, con los aperitivos, sobre todo con la ensalada búlgara shopska, típica de la región de Sofía. El rakia también está presente como una bebida ceremonial, en enlaces matrimoniales o fechas especiales, es pues, una bebida que conecta las historias y la cultura de Bulgaria y que con el paso del tiempo, ha sabido tener su propio lugar en la gastronomía búlgara.
 

El camino y los tiempos que hay entre la recolección de frutas, el proceso de lavado, la trituración, fermentación, destilación y envejecimiento de la fruta, es un lenguaje familiar en este país. Cuando no se encontraba rakia en un supermercado como ahora, era común el encuentro y la tarea de la recolección de ciruelas una vez al mes, como ir al pan, se iban a tambalear el árbol para obtener la fruta del rakia. Dicen que el mejor rakia se deja añejar en barricas de roble y se le agregan hierbas aromáticas, que lo convierten en un excelente digestivo.  

El ”agua de la vida” como también le dicen, es un ejemplo de tradición búlgara.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s